18 de mayo de 2024

Radio Clásica

Argentina

Martín Llade fabula al “genial detective” Beethoven

El misterio Razumovski, Martín Llade. Penguin Libros (Madrid, 2024). 651 págs.

Martín Llade fabula al “genial detective” Beethoven

Martín Llade

Vuelve Martín Llade, el fabulador, a sorprender a todos. Si hace dos años dejó perplejos a su lectores y admiradores con El horizonte quimérico (Musicalia Scherzo), ahora vuelve a las librerías con un tocho de 651 paginazas en las que su talento narrativo se pone al servicio de una profusamente documentada intriga ambientada en 1814, en el meollo del Congreso de Viena, cuyo protagonista absoluto no es otro (¡claro!) que Beethoven, “el mayor compositor de todos los tiempos”. “Un señor”, cuenta la novela y nos dice Llade, “que apenas pasaba del metro sesenta, con mirada de profeta y ojos relucientes […] Sin embargo, visto en carne y hueso, poseía la mirada desencajada de un lunático”.

El Beethoven de 1814, y que Martín Llade y su imaginación sin fronteras ni aduanas convierten en un “genial detective aficionado”, es ya un “hombre sordo, colérico, apasionado y radical”. Deslumbra la imaginación del autor en este libro que de la mano del “detective Beethoven” y de su ayudante Anton Schindler, sumergen al lector en una hilvanada historia que discurre por los más recónditos y dispares rincones de Viena, de sus intrigas, palacios, músicos y personajes. Nada escapa al olfato del sabueso Llade, cómplice del detective músico y recreador de una acción rica en personajes, que mezcla ficción y realidad en un habilísimo ejercicio literario, que atrapa por su propia intriga casi policiaca tanto como por su arsenal de datos y descripciones y un decurso narrativo siempre ameno y directo, desalambicado pese a la multitud de personajes, hechos y circunstancias que se suceden a lo largo y ancho de los “cuatro movimientos”, en ochenta capítulos y un “postludio”, que configuran el monumental volumen, que sigue la estructura de la Novena sinfonía y se centra en la figura del creador de esta sinfonía ya bicentenaria, que, “para fastidiar a los vieneses, se la dedicó al rey de Prusia, con la intención de estrenarla en Berlín”, como se cuenta -o fabula- en el citado postludio.

Martín Llade fabula al “genial detective” BeethovenEl trabajo de documentación es exhaustivo y monumental. También el dominio literario que el autor despliega en la administración de tan rico material. Como buen novelista, como buen fabulista, Llade amalgama realidad y ficción, hasta el punto de que llega un momento en que ni el lector más avezado tiene claro qué es historia y qué pura invención. Entre el maremágnum abrumador de aconteceres y la abundancia de detalles y concreciones, el lector acaba finalmente por asumir el relato, sumergirse en él, hacerse coprotagonista de la acción, y convertirse también -como el pasante de abogado y violinista Anton Schindler- en ayudante de Beethoven en la laboriosa tarea de esclarecer el asesinato de Akulina, la vieja criada del conde Razumovski, “la que cantó las canciones ucranianas que introduje en los cuartetos de cuerda que me encargó el conde”, cuenta Beethoven ante el cadáver de la anciana. El desfile de personajes es tal que se precisa un glosario –“Dramatis Personae”- (pp 9-13) en el que se detallan el oficio y beneficio de cada uno de ellos.

Martín Llade convierte a Beethoven en maestro sofisticado de Hércules Poirot, pero sin bigotillo ni acento francés. También en antecesor de Sherlock Holmes -aunque con acento alemán y bastante más olfato musical!!- y de Pepe Carvalho, pero sin el toque charnego y antifranquista que le otorga Vázquez Montalbán. El misterio Razumovski es, en definitiva, un relato y una historia imprescindibles para el melómano, sí, pero también para cualquier lector dispuesto a pasar un largo y divertido rato acompañando nada menos que a Beethoven a lo largo de esta peripecia fantástica que inventa, ¿o no? Martín Llade. Pura literatura de quien escribe con la misma claridad, énfasis y entusiasmo de la voz que habla por Radio Nacional o transmite todos los años, desde la misma Viena del Congreso de 1814, los conciertos de Año Nuevo. Imprescindible.

Justo Romero

The post Martín Llade fabula al “genial detective” Beethoven first appeared on Beckmesser.